domingo, 14 de septiembre de 2008

Enigmas sobre las mujeres

Está demostrado que tanto los hombres como las mujeres son capaces de las mismas actividades, sin embargo, hay algunas actitudes propias de ellas que a veces no son del todo comprensibles.

¿Por qué un diamante la puede volver loca?

Un diamante no sólo es sinónimo de compromiso para ellas, es una poderosa arma para mantener a los hombres gastando su dinero en objetos que ellas consideran “especiales”.

Esta es una evidencia de que ellas pueden llegar a valer para nosotros.

Comprar un diamante indica que debes ser un hombre superior en aptitud de poder superar un gasto como este basándose en una solvencia económica. No comprarlo sólo significa que la mujer en cuestión no lo vale, sino que también se es económicamente incapaz de sufragar los gastos y las exigencias de una mujer por un tiempo sustancial, haciéndola sentir desplazada de las otras mujeres de su entorno.

¿Por qué no el agradan los deporte como a ti?

Muchos son los problemas en los que suelen meterse un hombre tratando de inducir a su pareja a la pasión que se desborda en deportes como el futbol o el beisbol. La razón es que desde la perspectiva del hombre, los deportes representan la organización jerárquica del trabajo en unión: el equipo.

Y la idea es simple: ganar o perder. Para las mujeres esa competencia es menos importante, para ellas es más vital otro tipo de situaciones emocionales en las que puedan verse envueltas ellas mismas. Es por eso que preferirán mil veces un capítulo nuevo de alguna telenovela antes que el Superbowl.

¿Porqué ellas no leen en el baño?

Si una mujer busca tranquilidad, lo único que tiene que hacer es abrazar a su pareja. Las mujeres no pueden leer en el baño porque no sienten esa necesidad de estar a solas en un lugar como ese.
Es más difícil para un hombre encontrar paz y tranquilidad, y el baño es el lugar ideal para eso, por la privacidad que ofrece este santuario; aunque algunas veces es allanada con conversaciones del otro lado de la puerta por nuestra pareja.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada