domingo, 28 de junio de 2009

¿Cuál es la percepción de las religiones sobre las mujeres?

Las principales religiones del mundo tienen peculiares puntos de vista sobre las mujeres en clara desventaja con respecto a los hombres. Otras son más inclusivas; muchas de éstas políticas religiosas ya no se llevan a la práctica, pero en ciertas épocas se seguían al pie de la letra. Estos son algunos ejemplos.

Baha’i. La mujer está fuera de su jerarquía religiosa, pero procura que recupere sus derechos perdidos. Cuenta con varias mártires.

Budismo. No minimiza a la mujer; pero está dominada por hombres. Ellas reciben las mismas oportunidades y derechos que éstos, y gozan de respeto y consideración.

Confusionismo. La fémina ha de confinarse a la esfera doméstica, debe obediencia a su padre, a su marido y a su hijo. Puede ser repudiada si lleva a cabo alguno de estos siete errores: desobedecer a los suegros, no dar a luz un hijo varón, cometer adulterio, ser celosa, padecer una enfermedad incurable, hablar mucho y robar.

Cristianismo. Eva surgió de una costilla de Adán e introdujo el mal en el mundo. La mujer queda fuera de la jerarquía religiosa, lo que contrasta con el culto mariano y las santas del calendario.

Hinduismo. La mujer no tiene derecho a divorciarse, ni a poseer propiedades, sólo puede casarse mediante un dote; si el marido muere, ha de quemarse en la misma pira que éste.

Islamismo. Todos son iguales a los ojos de Alá, pero una aplicación adulterada del Corán ha reducido a padecer la opresión y el dominio masculino.

Jainismo. De forma activa ha procurado, a lo largo de los siglos, que la mujer tenga acceso a la educación y desempeñe los mismos papeles sociales que el hombre.

Judaísmo. Dios creó a la mujer para que el hombre reconociera su carácter incompleto y no confiara demasiado en sí mismo. La que no da hijos después de un tiempo pude ser repudiada por su marido. No tiene acceso a cargos religiosos.

Sikhismo. El fundador de los sikh (el gurú Nanak) pregonó la igualdad entre sexos. Rechaza el infanticidio femenino y el uso del velo. Permite que las viudas vivan y se casen de nuevo.

Sintoísmo. Aunque no defiende muchos tabúes en torno a la mujer, dentro de este culto puede desempeñar cargos religiosos relevantes.

Taoísmo. La mujer es la fuerza natural que se contrapone y complemente al hombre. Pude fundirse con el tao más rápidamente por el privilegio de su madre.

Zoroatrismo. La mujer tiene derecho a expresar sus opiniones y asumir el control de la casa en ausencia del marido. Si enviuda, conserva sus derechos y adquiere la facultad de decidir sobre la herencia, la cosecha y la educación de los hijos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada