Ir al contenido principal

Una vez, el agua hirvió a cero grados

Pocas personas conocen al dedillo las escalas de temperatura Fahrenheit y Celsius (centígrada). La mayoría de nosotros, al escuchar una temperatura expresada en la escala que nos es menos familiar, mentalmente la convertimos a la que conocemos mejor. Pero imagínese qué confusas deben haber sido las cosas al principio del siglo XVIII, cuando se empleaban por lo menos 33 escalas distintas.

Sólo en 1714 se empezó a usar una sola escala de temperatura, cuando el alemán Gabriel Daniel Fahrenheit inventó el primer termómetro práctico, el cual consistía de cierta cantidad de mercurio dentro de un tubo sellado y graduado.

Fahrenheit asignó el grado 0 de su escala a lo más frío que conocía, una mezcla de hielo y sal; y había pensado asignar el grado 12, el más alto de su escala original, a la temperatura de una persona sana. Sólo que, al tomar la temperatura del cuerpo, el mercurio subió en el tubo mucho más de lo esperado. Para evitar unidades tan grandes y poco manejables, dio a su escala ocho veces más divisiones. Entonces, asignó a la temperatura corporal un valor de 96° (8 x 12). La cifra exacta es 98.6° en la escala de Fahrenheit (37°C); la variación obedece a la irregularidad del diámetro interior del tubo que él empleó para su termómetro.

Luego registró los puntos de congelación y ebullición del agua pura: 32° y 212°, respectivamente. Ya en el siglo II a.C., Galeno, médico griego, había propuesto una escala basada en estos mismos puntos. Fahrenheit se dio cuenta de que estas dos temperaturas son puntos de referencia ideales, porque son constantes bajo determinada presión. Su escala de temperatura pronto se hizo popular, sobre todo en los países de habla inglesa, y no tardó en ser imitada.

En 1742, el astrónomo sueco Anders Celsius propuso una escala en la que 0° fuera el punto de ebullición del agua, y 100° el de congelación. (Este sistema fue invertido después de su muerte en 1744.)
Cuando, a fines del siglo XVIII, Francia introdujo el sistema métrico decimal, la escala centígrada de Celsius fue bien acogida. Pronto llegó a ser la escala de temperatura normativa para todo trabajo científico, y se emplea en países que han adoptado el sistema métrico. La escala Fahrenheit aún se usa en muchos países de habla inglesa.

Comentarios

Tal vez te interese:

Mapa de la República Mexicana con nombres y división política

Haz click sobre la imagen para descargar el mapa en un tamaño mayor.
¿Necesitas algún material escolar? No dudes en pedirlo al correo pulsodigital@gmail.com
Te invito a que te suscribas a la pagina de Pulso Digital en Facebook, para estar al día con lo aquí publicado. 

¿Cómo se forma el agua que está dentro de los cocos?

El agua es producida por la propia palmera a partir de los líquidos que absorbe del suelo donde se encuentra plantada y la humedad que captó del ambiente. La procesan las plantas mayores de cinco meses de edad. Cada coco contiene hasta dos tazas de este líquido dulce y cristalino. Es tan puro y estéril que en la época de la Segunda Guerra Mundial, cuando no había a la mano una solución glucosa, se inyectaba directamente en las venas de los heridos a la manera de suero.
Está compuesta básicamente por agua, azúcares, proteínas y carbohidratos. A la hora de adquirir cocos vale la pena agitarlos para escuchar si tienen líquido en el interior. Si no suenan es porque no han madurado o porque ya son demasiado viejos. Desde tiempos inmemorables el agua de coco ha sido empleada como bebida refrescante y hoy forma parte fundamental de la coctelería.


Cómo leer las líneas de la mano

Primero identifica las líneas: 1 – Vida, 2 – Cabeza, 3 – Corazón, 4 – Cinturón de venus, 5 – Del Sol, 6 – De Mercurio, 7 – Del destino.

Aunque no se ha determinado el origen de la quiromancia (lectura de manos), se cree que se practica en la India y China desde el año 3000 a.C. Considerada una pseudociencia por carecer de un método que compruebe sus resultados es, sin embargo, uno de los métodos adivinatorios más populares. Éste lo lleva a cabo un quiromántico, que 'analiza' ambas palmas de las manos, tanto las líneas como los múltiples detalles que se hallan en esta área de piel.
En las personas diestras, la mano izquierda corresponde a las predisposiciones heredadas (más no genéticas), y la derecha a todos aquellos rasgos únicos del individuo que permiten sugerir el futuro (en el caso de los zurdos es al revés). Aunque se ha relacionado la forma de la mano y la textura de las huellas digitales con algunos síndromes, no se ha comprobado relación entre la conformación de esta…