¿Cuáles fueron los movimientos estudiantiles de 1968?

Mexico 68

Los movimientos estudiantiles son conflictos sociales en; los que los jóvenes se manifiestan y trabajan para generar un cambio social, político o económico en su país. Por lo general, el activismo estudiantil se compone de protestas, huelgas, actos masivos de libre expresión y elaboración de pliegos petitorios que difunden sus demandas. Durante 1968 se dieron algunos de los más importantes de la historia. Estos movimientos se dieron por los cambios políticos y económicos que se suscitaban en el mundo. Hubo un cambio de ideología entre las generaciones que poseían el poder y los jóvenes de ese momento. Algunos movimientos fueron reprimidos de inmediato: otros, se extinguieron por la radicalización de sus miembros. Pero también nacieron aquellos que terminaron en injustificadas matanzas o que resultaron significativos para el inicio de transformaciones sociales en sus sociedades.

México: No se olvida

El 22 de julio se dio un enfrentamiento entre estudiantes de la Preparatoria Isaac Ocheterena y de la Vocacional 2 del Instituto Politécnico Nacional. La policía intervino con lujo de violencia. El 26 de julio la Federación Nacional de Estudiantes Técnicos protestó por lo sucedido. Tres días más tarde, la policía y el ejército rodearon planteles de la Preparatoria Nacional y del IPN, y con un disparo de bazuca, destrozaron la puerta de la Preparatoria 1.

El rector de la UNAM, Javier Barros Sierra, se manifestó en contra de la actuación de las autoridades. Esto dio pie a nuevas protestas masivas de estudiantes, como la del Silencio (13 de septiembre) y a la formación del Consejo Nacional de Huelga (CNH). Pero también, a más confrontaciones que llevaron a la ocupación militar de Ciudad Universitaria. El 2 de octubre, estudiantes que se reunieron de manera pacífica en la Plaza de las Tres Culturas en Tlatelolco fueron asesinados por grupos militares y paramilitares. Fuentes extraoficiales aseguran un saldo aproximado de 70 personas. Ante la negativa del CNH de llegar a un acuerdo con el gobierno, Luis Echeverría asumió que el movimiento tenía tintes de conspiración comunista y actuó en consecuencia. En realidad sólo era un movimiento estudiantil que pedía libertad más allá de los convencionalismos sociales, políticos y económicos de la época.

La trascendencia del movimiento del 68 radica en la conducta cívico-política que adopaton los mexicanos en el acontecer nacional de entonces hasta nuestros días. Entre los estudiantes se conformó una mitología de lucha por sus derechos que trascendió a las luchas sociales que sirvieron de base a muchas organizaciones civiles.

París: Prohibido prohibir.

El 22 de marzo algunos grupos de izquierda y de intelectuales se manifestaron en la rectoría de la Universidad Nanterre en contra del clasismo de la sociedad francesa y de los grupos políticos que manejaban y retenían los fondos de la universidad: Los enfrentamientos con la policía se agudizaron durante marzo y abril. Éstos provocaron un sinnúmero de arrestos y en mayo llegó su cierre.

Después del cierre, los estudiantes de la Universidad de la Sorbona realizaron una gran protesta en contra de las acciones de las autoridades, quienes decidieron desalojarlos a ellos también. Los jóvenes demandaron que se liberara a los líderes arrestados y que la policía abandonara las universidades. La batalla entre ambos bandos empeoró. Varias instituciones de izquierda y de obreros se unieron a los estudiantes y convocaron a una gran huelga general que paralizó París. No obstante, el movimiento murió debido a conflictos entre los grupos de izquierda que lo formaban.

El movimiento tuvo considerables logros en el terreno social: la vieja sociedad francesa, moralista y ultraconservadora, vivió una profunda metamorfosis, ya que se logró por vez primera la liberación sexual, la equidad de género y la libertad moral.

Estados Unidos: Amor y paz

Los estudiantes de la Universidad de Columbia, en Nueva York, se rebelaron contra la autoridades cuando se descubrió que esta institución colaboraba con los centros de investigación que trabajaban para el Pentágono. Los jóvenes se opusieron también a la construcción de un gimnasio sobre un terreno que solía utilizar la comunidad afroamericana de Harlem.

Cuando los jóvenes se manifestaron en contra de las decisiones de la universidad, la policía los reprimió fuertemente. Los enfrentamientos comenzaron y se intensificaron en abril, mes en el que fue asesinado Martin Luther King, líder del movimiento por los derechos civiles de Estados Unidos. El conflicto terminó con la toma de la universidad por parte de la policía.

Este movimiento sembró las bases de la verdadera lucha por la libertad de expresión en los recintos universitarios. Quizá no logró sus objetivos, sin embargo, puso de manifiesto el descontento de los jóvenes por la segregación racial y la guerra de Estados Unidos contra Vietnam

Berlín: Sed de reivindicación

Desde mediados de los años sesenta, el activismo político estudiantil comenzó a tomar fuerza. Los jóvenes se manifestaban en contra de la guerra de Vietnam, la moral sexual y la herencia nazi de la sociedad alemana, entre otros temas.

Durante el comienzo del 68, los estudiantes presionaron a las autoridades para asumir su participación en el nazismo y para que crearan leyes que no acentuaran las diferencias entre las clases sociales. En abril, el líder estudiantil Rudy Dutschke sufrió un atentado, lo cual radicalizó la causa de los jóvenes. El clímax del conflicto se dio en mayo de 1968, cuando los jóvenes reunieron a 80,000 personas en una manifestación; sin embargo, unos cuantos meses más tarde los grupos que formaban el movimiento se culpaban de su fracaso y éste comenzó a disolverse.

Algunos de los logros de este movimiento es la emancipación de la mujer alemana, ya que gracias a su participación se rebeló en contra del control de la sociedad masculina y tomó su lugar en la participación activa en asuntos sociales.

Checoslovaquia: La primavera de Praga

Desde mediados de los años sesenta, algunos miembros del Partido Comunista Checo plantearon la necesidad de generar reformas a favor de los derechos civiles y la libertad de expresión en la entonces Checoslovaquia, pero los sectores más conservadores se opusieron. Como resultado, el líder del movimiento, Alexander Dubcek, consiguió la dirección del Partido Comunista de ese país.

Dubcek promovió reformas como la liberación de presos políticos, la libertad de culto y el derecho de huelga, entre otras. La Unión Soviética no estaba de acuerdo con el cambio, así que desde El Kremlin presionó a Dubcek. En agosto de 1968 el líder publicó los nuevos estatutos del partido y escribió sobre valores democráticos. Esto enfureció a los soviéticos, quienes invadieron el 20 de agosto.

Las consecuencias Las reformas fueron nulificadas y la ocupación duró hasta 1990. La 'Primavera de Praga' inspiró otros movimientos que se dieron en todo el mundo.