lunes, 24 de enero de 2011

¿Quién era el judío errante?

Es el protagonista de una leyenda medieval condenado a vagar -inmortal- por la Tierra hasta el fin de los tiempos, por haber impedido a Cristo que se detuviera a descansar a la puerta de su casa durante el camino hacia el Calvario.

La primera referencia documentada aparece en 1228, cuando un obispo armenio explicó en Inglaterra que le conocía personalmente y que se trataba de Josefus Cartaphilus, el portero de Pilatos, a quien Jesús, tras haber sido golpeado por él, le habría emplazado a esperar su segunda venida. El mito no tardó en extenderse por toda Europa, adoptando diversas variantes. En 1547 se presentó en Hamburgo un personaje que aseguraba ser el judío eterno y llamarse Ahasverus o Asuero. Posteriormente surgieron numerosos impostores que narraban historias similares en numerosas localidades europeas, desde Estrasburgo a Moscú y desde Flandes a Madrid. Dicha leyenda ha sido interpretada por diversos autores como un símbolo del éxodo del pueblo judío

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada