lunes, 14 de febrero de 2011

¿Cuál fue la relación entre Diego Rivera y la empresa Ford?

Edsel Ford, presidente de la Ford Motor Company en 1932, era el único empresario de la ciudad industrial de Detroit, Estados Unidos, interesado en el arte moderno. A sugerencia de William R. Valentiner, director del Instituto de las Artes de Detroit, Edsel financió los servicios de Diego Rivera para que en una sección del Instituto creara un mural en el que homenajeara a la creciente industria automotriz. Rivera y Edsel se llevaron muy bien a pesar de la ideología izquierdista del artista mexicano, quien llegó a mencionar que Edsel no tenía las características de un “explotador capitalista”. El muralista estudió por varias semanas la fábrica de autos de la ciudad y visitó los barrios de los obreros para inspirarse. A pesar de las acusaciones de comunismo por parte de varios sectores conservadores, y la oposición del padre de Edsel, el propio Henry Ford, la obra titulada La industria de Detroit fue inaugurada en 1933; cubre las cuatro paredes del Garden’s Court, en el ala sur del IAD (hoy conocida como el Rivera Court). En su momento, ante la amenaza de destruirla por grupos de derecha, los obreros formaron grupos de choque para protegerla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada