jueves, 24 de febrero de 2011

Si la gente se come todo tipo de aves ¿Por qué no se come a los cisnes?

Hoy en día existen ocho especies de cisnes. Cinco de estas especies habitan en el hemisferio Norte. Estos cisnes son los llamados cisnes blancos, ya que una vez que son adultos su plumaje es todo blanco. De Australia proviene el espectacular Cisne Negro. Tal vez más atractivo aun sea el Cisne de Cuello Negro natural de América del Sur. Y también en América del Sur habita el Coscoroba, que aun no se puede definir si es un cisne, un ganso, una yaguasa o sencillamente, único de por sí.

Son enormes, incluso más grandes que los pavos, entonces ¿Por qué no hay Kentucky Fried Cisne?  La verdad es que los Cisnes si se comen. En la época medieval eran parte de los platillos que degustaba la monarquía y los más ricos de aquel entonces. Sin embargo, no pudieron con el ritmo de las cocinas humanas y poco a poco fueron disminuyendo en número hasta llegar al peligro de la extinción hace unas décadas.
Sin embargo, aún se pueden cazar para comer, pero el porque no son parte del menú de los restaurantes es debido a otra ave: el pavo. Resulta que el pavo es más fácil de criar y mucho, pero mucho más sabroso.
Entre las causas de mortalidad del Cisne Vulgar se incluyen: contaminación de petróleo, envenenados con plomo, arrollados por automóviles, parásitos, anzuelos y nailon de pescar, los perros, las zorras y los cazadores ilícitos. En los machos la defensa territorial es también responsable por muchas bajas. Aun así, la mayor causa de mortalidad del Cisne Vulgar, bajo circunstancias normales toma más vidas que todas las otras causas juntas, es el choque con obstáculos permanentes (torres, tendido eléctrico, puentes, etc.) durante el vuelo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada