viernes, 1 de abril de 2011

¿Lloran los animales?

Algunos sí lo hacen, pero son todos marinos. Todos los reptiles marinos (los cocodrilos marinos sí lloran) poseen glándulas nasales que segregan lágrimas con una alta concentración de sal, cuando tragan agua de mar o comen animales marinos. Necesitan deshacerse de la sal que sus riñones no pueden eliminar.

Muchas aves marinas, como albatros, petreles o cormoranes, presentan glándulas similares. Entre los mamíferos marinos, las focas y las nutrias de mar también lloran. Si sus lágrimas tuvieran únicamente esta función fisiológica, no serían demasiado interesantes. Pero en el albatros se ha observado que se producía goteo nasal cuando las aves ha­bían estado peleando, durante las dan­zas rituales e incluso que acompañaba a la excitación de la hora de comer.

Las lágrimas de la foca flu­yen copiosamente cuando el animal está alarmado, asustado o sometido a otra forma de agitación. En cuanto a la nutria de mar, el naturalista Steller dice: “a veces he separado intencionalmente a las hem­bras de sus crías, y lloraban de aflicción exacta­mente como seres humanos”. El hombre es el único primate que llora no sólo cuando le entra algo en el ojo, sino en respuesta a las más diversas emociones. No se sabe muy bien por qué emitimos lágrimas emocionales, pero éstas tienen una composición química muy diferente a las lágrimas normales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada