Buscar este blog

Calendario lunar 2013

n¿Te gusta pescar y necesitas saber cuándo habrá luna llena? ¿Eres aficionado a la fotografía nocturna? En fin, para lo que sea que necesites te dejo un calendario lunar para el 2013. Sólo haz click sobre la imagen para descargarla en un tamaño mayor.


Calendario Lunar 2013

Billetes mexicanos de juguete para imprimir

Ahora que son billetes de circulación de 2013; eventualmente serán diferentes pero para entonces haré otro artículo para ponerlos a disposición. Ahora que ¿para qué puedes querer billetes de juguete? Eso es cosa tuya. Tan sólo tienes que hacer click sobre la imagen para descargarla en un tamaño mayor. Son dos imágenes diferentes.

Billetes Mexicanos de juguete (2)


Billetes Mexicanos de juguete (1)

¿Hay manera de recuperar las fotos borradas del disco duro?

Ya sea por accidente o por arrepentimiento, una de las peticiones más frecuentes que me hace es ayudar a recuperar las fotos eliminadas en una computadora. Ya sea que vaciaron la papelera de reciclaje, que hayan formateado el equipo o que el Windows simplemente no funcione (lo cual pasa muy frecuentemente), el hecho es que casi nadie hace respaldos de las fotos. 

La música, los paquetes, en fin... casi todo menos las fotos lo podemos recuperar. Y es que no es posible volver a festejar aquella boda, aquel cumpleaños, aquella pachanga de ex compañeros de generación. Así qué sí no tuviste la precaución de tener varias copias en varios lugares, y has perdido las fotos, lo que debes hacer es descargar un software llamado Recuva, programa gratuito de la misma empresa que nos regala también CCleaner. 

Recuva te ayudara a recuperar, sino todo, muchos de los archivos fotográficos que hayan sido eliminados de tu disco duro, memorias USB o cualquier unidad de almacenamiento. Sólo tienes que elegir las unidades a analizar y Recuva se encargará de analizar y mostrarte aquellas imágenes cuya integridad haga posible "des-eliminarla". E insisto, no siempre es posible recuperar todas las fotos. 

Para asegurar que el daño sea mínimo, inmediatamente después de que te des cuenta de la eliminación deja de usar el equipo, e instala antes de que ocurra una desgracia el Recuva. Si continuas utilizándolo puede ser que reescribas a sobré el espacio que ocupa una foto dominada, y la perderás.

¿Necesitas un antivirus para una tablet?

Cada día aparece alguien a mi alrededor muy emocionado(a) por comenzar a jugar con su nueva tablet. Ayer, Manuela, una compañera de la oficina me hizo una pregunta cuya parece ser un "depende". 

¿Una tablet puede infectarse por un virus? 

Si, y no, y depende. Depende de cual tablet, ya que muchos se refieren a esos dispositivos de manera indiscriminada. Pero no es lo mismo una con Windows, a una con Android, a un iPad. 

Hasta el momento tan sólo han aparecido algunos virus específicos para algunas tablets, y es cuestión de tiempo para que se incrementen. Ahora que, también es cierto que poco a poco aparecerán más apps (aplicaciones) antivirus; por cierto, también funcionan en teléfonos de los mal llamados "inteligentes". Así qué busca en la tienda de aplicaciones de tu dispositivo por ellas, para asegurarte de no padecer un ataque. Además, asegúrate de utilizar las versiones más recientes de lo que sea que acostumbres instalar. 

Otra manera de prevenir infecciones es no utilizar versiones alteradas por terceros de tu sistema operativo. Por ejemplo, la que permite instalar cualquier aplicación en el iPhone sin necesidad de comprarla. 

Y por último, procura utilizar el navegador Chrome, o en su defecto Opera Mini. Son los mejores navegadores para los dispositivos móviles en la cuestión de la seguridad. 

La música digital y su porvenir

Hace mucho tiempo, lo que amenizaba las tardes cuándo aún se estaba en la oficina era la radio. Ahora, basta conseguir unos altavoces para ipod y la música que más nos gusta, seleccionada cuidadosamente ameniza nuestras muy ocupadas jornadas.

Para todos aquellos melómanos que tuvieron la fortuna de vivir en la desenfrenada y prolífica era de Napster versión 1.0, esos días de principios del siglo XXI serán dignos de contarse como historias de grandeza de cuando la música era libre. Las conversaciones con sus hijos comenzarán así: "Aunque no lo crean, hubo una época cuando se podía bajar música de la red de forma gratuita y era legal." Los menores no lo creerán, y los viejos tendrán que vivir con la añoranza de ese tiempo de emancipación musical digitalizada.

Cada día se abren pocos y desaparecen servicios digitales de venta de música. La tienda donde se inició todo, iTunes, reporta venta de decenas de millones desde que abrió en 2003. Los de Microsoft no les pueden dar batallas y las demás compañías buscan maneras diferentes de hacer que sus clientes les compren una que otra canción, otros sin embargo, se conforman con regalarlas como bono en la compra de unas papas fritas. ¿Es éste el futuro de la música?

La gente está más que dispuesta a pagar por la música que consume en línea; además de que es legal, promueve que los artistas tengan que producir mejores discos. Ya nadie va a comprar un álbum por una sola canción. A juzgar por la reacción de los compradores, esta tendencia continuará por mucho tiempo. El cambio generacional es evidente. Por años, la industria de la música impuso las preferencias en cuanto al formato (vinilo, casete, CD); ahora los consumidores son los que marcan su predilección hacia los formatos digitales y uno que otro loco como yo aún sigue consiguiendo los discos de acetato.

La moda que impuso Napster en 1999 amenazó los estándares de las discográficas, ya que lo que en un principio se consideraba como "un fenómeno temporal que pasará", en palabras de Hilary Rosen, en su momento presidenta de la Recording Industry Association of America (RIAA, por sus siglas en inglés), se transformó en una manifestación cultural que atrapó a más de sesenta millones de personas. El resultado: posibles pérdidas para la industria disquera por más de tres mil millones de dólares. Estas gigantes discográficas han tenido que buscar alianzas para no quedarse atrás y poder competir: al finalizar 2003, Sony Music compró a BMG para contrarrestar a Universal Music, el sello musical más grande del mundo, ante la creciente amenaza de la piratería y el Internet. EMI perdió la oportunidad de tratar de igualar a las otras grandes cuando optó por no comprar Warner Music. Ahora las cinco han firmado acuerdos con los distribuidores más importantes de música en línea para ofrecer su catálogo en la red. Sin embargo, no todo está perdido para los discos. En algunos países las ventas de CD alcanzaron nuevos valores altos e históricos, el negocio de la música aumentó 7.6% gracias a la baja del precio del producto.

La oferta musical de las grandes compañías se reduce cada día, y las alternativas, como las disqueras independientes, están a la alza. Según cifras de la BBC, este tipo de discográficas representa 25% del mercado, y la red adquiere cada vez mayor peso. En su mejor momento, Napster llegó a tener un catálogo de más de mil millones de canciones, desde versiones clandestinas en vivo de Led Zeppelin hasta temas de George Gershwin cantados por Kiri Tekanawa. De acuerdo con Adam Cohen, en su artículo Napster the Revolution publicado en la revista Time, "las disqueras pensaron que bajar de la red era una fase por la que atravesaban algunos adolescentes, y que terminaría por pasar de moda. No fue así". De acuerdo con un estudio realizado por Pew Internet and American Life Project, la mitad de la gente que adquiere canciones en la red tiene más de treinta años. De hecho, una investigación de la empresa británica Music Programming encontró que 87% de los usuarios de servicios de música en línea es comprador de discos: "Accesar a temas en Internet es como una prueba antes de comprar, no es necesariamente un sustituto de la adquisición”.

En un mercado que genera 13 mil millones de dólares sólo en Estados Unidos, y otros 17 mil millones en el resto del mundo, es posible que la alternativa digital sea en el futuro la única forma de consumo, y cambie la marea dictada por los discos compactos a su favor, y podría provocar que los CD recorran el mismo camino que el vinilo hacia la caja de los recuerdos. Aún es temprano.

Apple nos hace esperar con ansia la salida de cada versión de iPod y de su iTunes, anunciando la gran mayoría de los productos de audio, libros y videos que se pueden adquirir. Si la tendencia de compra sigue igual, 6 de cada 10 reproductores de mp3 en el orbe tendrán el logo de la manzana mordida… si no es que más.; nada comparado con los aún mil 500 millones de reproductores de CD que existen. Se siguen vendiendo 600 millones de quemadores de discos, así que en definitiva, el disco compacto seguirá como el rey de la música por un poco más de tiempo. La gente buscará este medio por su durabilidad y por la posesión material que representa.

Las personas que tienen algo que aprecian mucho, como las fotos de su familia, o una canción de su grupo favorito, lo querrán poner en algún objeto físico que les durará por años. Sin embargo, no todos comparten esta opinión. Según un estudio de Eric Scheirer, otrora miembro del Media LA del MIT e investigador de tecnología musical, a partir del 2008 los reproductores de MP3 han estado matando los formatos análogos. En los próximos ro años veremos una explosión (le estaciones (le radio, de equipo y servicios para distribuir y comprar canciones por Internet. El mp3 conducirá a componer más música, más artistas y más ventas.

Milan Kundera recuerda en su libro La ignorancia los escritos del compositor Arnold Schónberg acerca de la proliferación de la radio, analogía que podría haber hecho sobre la difusión de la música en línea, y que trata con desprecio este acto desenfrenado de intercambio armónico, al asumir un punto de vista tan conservador como el que han adoptado las disqueras: "La radio [en este caso el Internet] es un despiadado enemigo que avanza irresistiblemente, y contra la que toda resistencia es vana. La radio nos atiborra de música, sin preguntarse si queremos escucharla, si tenemos la posibilidad de percibirla." El río infinito que se ha formado con los caudales de la música en línea parece ser el presente inmediato y el futuro de la industria.

Aprovechemos nuestra energía oculta

Muchos conocemos a uno de esos prodigios de energía vital: esa gente estimulante, inspiradora y, a veces, exasperante, que produce mucho más y se divierte más intensamente que el resto de nosotros. Al meditar acerca de esto, casi todos podemos recordar periodos de nuestra vida durante los cuales también derrochábamos energía; los días nos parecían demasiado cortos, los límites entre trabajo y diversión se hacían borrosos y finalmente desaparecían.

¿Recuerda usted cuando apenas podía seguir despierto en clase, pero estaba perfectamente despabilado en las horas dedicadas al deporte después de clases? ¿Y qué tal ese torrente de energía al principio de un idilio, durante una situación difícil en el trabajo, o ante la proximidad del peligro?

No obstante, con mucha frecuencia nos sentimos extenuados, incapaces de movernos para llevar a cabo la tarea más sencilla. Dejamos cartas sin contestar, la fuga de agua sin reparar, y malgastamos lo mejor de nuestra energía en ocupaciones inútiles o frente al televisor. ¿Por qué?

El ser humano es como una máquina que se estropea por falta de uso. En secundaria, en nuestros cursos de física, aprendemos que la energía cinética está asociada al movimiento. Lo mismo ocurre con la energía humana: cobra existencia con el uso. No es posible almacenarla. Como bien decía con frecuencia Frederick Perls, uno de los fundadores de la terapia Gestalt: "Yo no quiero ser salvado; quiero ser consumido".

Todos poseemos enormes reservas de energía potencial; más de las que jamás soñaríamos en utilizar. Si logramos aprovechar de este vasto recurso siquiera un diez por ciento adicional, nuestras vidas se trasformarían significativamente. He aquí cómo empezar:

Póngase —y manténgase— en forma. La buena condición física contribuye muchísimo a vigorizar cada faceta de nuestra vida. Con frecuencia, el mejor remedio para el cansancio consiste en 30 minutos de ejercicio aeróbico.

Algunos piensan que la gente que se siente satisfecha de su propio cuerpo tiene más probabilidades de emplear su energía en beneficio de los demás que las personas que llevan una vida sedentaria, malsana.
Sáquele partido a la ira. Todo el mundo siente ira, pero, en general, suprimimos esta emoción tan eficazmente, que perdemos el vigor que la acompaña.

Hay ocasiones en que resulta apropiado enfurecerse y permitir que el mundo lo advierta. No obstante, existe también la posibilidad de encauzar la ardiente energía de la indignación, de la furia, incluso, y ponerla a trabajar con propósitos constructivos. Cuando sienta que su ira crece, opte por ponerse a trabajar furiosamente en su proyecto predilecto.

Acentúe lo positivo. Muchos estudios sugieren que la gente con perspectiva positiva de la vida sufre menos enfermedades que quienes ven el mundo en términos negativos. Además, poseen más energía.
Tom Peters y Robert Waterman, dos de los mejores asesores estadunidenses en dirección de empresas, hablan de "una semejanza casi sobrenatural del lenguaje" entre los ejecutivos de las empresas más prósperas de Estados Unidos. Todos destacan el valor de la actitud positiva y la eficacia del elogio y de otras formas de retroalimentación positiva.

Peters cita la opinión de un ejecutivo respecto de que los triunfadores siempre han tenido "un nivel increíblemente elevado de elogio acumulado en la niñez . . . alabanzas que llegan al extremo de lo vergonzoso. Al parecer, difícilmente puede exagerarse en esto".

Hasta los graves reveses de la vida pueden infundirnos un más potente impulso vital, al sacarnos del letargo existencial. Más esto no ocurrirá si negamos la objetividad de esos golpes existenciales. Reconocer lo negativo no significa gimotear: significa enfrentarse a la verdad y, luego, seguir avante. Simplemente comentar a un buen amigo io que anda mal en su vida le ayudará a sentirse mejor, y más fortalecido. Una vez que se haya usted liberado de lo negativo, estará en libertad para concentrarse en lo mejor de su persona.

Sea sincero "No hay nada más vigorizante para una organización que empezar todos a decirse mutuamente la verdad", declara Will Schutz, consultor de empresas.

La sinceridad funciona mejor cuando entraña revelar nuestro sentir íntimo, no cuando se emplea para insultar a los demás y salirse con la suya. Es recomendable por muchas razones: riesgos, desafíos, emoción y, sobre todo, porque permite liberar toda la energía contenida que nos tiene tensos.

Fíjese prioridades. Al tomar cualquier decisión, debe usted encarar una formidable realidad: para seguir cierto rumbo, tiene que renunciar a todos los demás. Elegir una meta significa desechar muchas otras metas posibles. Sin embargo, si conserva usted todas sus opciones abiertas, no podrá hacer nada. La indecisión conduce a la inacción, lo cual, a su vez, redunda en debilitamiento, depresión y desesperación.

A menudo, la fatiga mental y espiritual se cura con la firme intención de actuar. No es posible que lo hagamos todo, pero sí podemos efectuar una sola acción a la vez, y después otra, y otra más. Es mejor tomar la decisión errónea que no resolver nada en absoluto. Haga primero una lista de sus prioridades: por día, por semana y por mes. Jerarquícelas luego en tres categorías: A, B y c. Por lo menos lleve a cabo aquellas clasificadas como A.

Intente lo mismo con las metas a largo plazo. Las prioridades cambian, desde luego, y usted puede modificarlas en cualquier momento. No obstante, el solo hecho de ponerlas por escrito le dará claridad a su vida . . . y la claridad engendra energía.

Comprométase. No hay nada más estimulante que un plazo fijo, firme; esto lo sabe bien quien haya tenido que debutar artísticamente, cerrar un trato o redactar una monografía escolar.

No siempre se cuenta con la ventaja de un plazo fijado por otra persona, y quizá usted mismo deba determinarlo. No obstante, tómelo en serio. Una forma de proceder consiste en hacerlo público. Dígaselo a sus parientes o a sus íntimos. Cuanto más firme sea el plazo, más difícil resultará dejar de cumplirlo, y mayor será el vigor que nos infunda.

Manténgase activo. No actúe precipitadamente. Dese tiempo para planear sus acciones cuidadosamente, pero no se exceda. Sea lo que fuere que pueda hacer, o que usted crea que pueda hacer… ¡ponga manos a la obra!
Tenga siempre presente que la energía no puede almacenarse; tampoco se acrecentará al dejar de aprovecharla. El reposo razonable forma parte de cualquier plan de acción; sin embargo, si este no se apoya en acciones concretas, el mero descanso sólo le causará depresión.

Acaso buena parte de la depresión y la insatisfacción provengan, a fin de cuentas, de nuestras energías desperdiciadas, de nuestro potencial desaprovechado. Hoy día, el mundo ofrece suficientes retos y tareas creadoras para todos…. y muchas más que nos esperan. Todos podemos aumentar nuestra energía, aquí y ahora.

© 1988 POR GEORGE LEONARD. CONDENSADO DE “ESQUIRE” (MAYO DE 19881) DE NUEVA YORK, NUEVA YORK.

________________
La verdad puede ser dulce o amarga; pero no puede ser mala. La mentira puede ser dulce o amarga; pero no puede ser buena.
—Constancio C. Vigil, en El erial (Ediciones Botas, Ciudad de México)
________________