domingo, 7 de julio de 2013

Plinio y el brasier

Hay una breve observación de Plinio en su Historia Natural que dice: "Encuentro que los dolores de cabeza disminuyen si uno se amarra un brasier a la cabeza". 

La rareza de esta imagen, excepcional incluso en la procesión de extrañas imágenes de Plinio, me ha seguido desde que la leí por vez primera. Por supuesto que me hizo reír; pienso siempre en un hombre con toga sentado y trabajando hasta tarde en la noche a la luz de una lámpara, con un dispositivo sobre la cabeza parecido a algo que Madonna se habría puesto.

 De hecho es probable que los brasieres romanos se parecieran más a bandas elásticas; aún así la imagen sigue siendo extraña, porque Plinio no sólo quiere decir que un dolor de cabeza se cura si te envuelves la cabeza con algo estirable. Está hablando de los usos medicinales del cuerpo humano femenino, y cree al parecer que el cuerpo de las mujeres exuda algo que le permitiría a un brasier curar un dolor de cabeza.

Fuente: Amy Richlin en Roman Sexualities (editado por Judith P. Hallet y Marilyn B. Skinner), Princeton

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada