jueves, 14 de noviembre de 2013

¿Por qué a menudo se usa una "X" para representar el miércoles en los calendarios?

En la enumeración abreviada de los días de la semana de muchos calendarios españoles (L, M, X, J, V, S, D) el miércoles es el único día cuya letra no coincide con su inicial, seguramente para evitar la repetición de la "M" y diferenciarlo claramente del martes. Pero... ¿por qué precisamente la "X"? ¿Y desde cuándo viene utilizándose esta nomenclatura convenida?

La cuestión admite ciertos matices, pues parece que su aplicación no es universal en todos los países hispano parlantes e incluso en España tampoco siempre se utiliza esa regla, sino que otras veces se emplea "Mi" o se reitera la "M".

Como ya digo, no he sido capaz de encontrar una respuesta convincente sobre los orígenes de este uso común, así que me atrevo a plantear algunas aventuradas conjeturas, por si la serendipia (o chiripa, que dirían en mi barrio) hiciera acto de presencia:
  • Se usa la "X" por ser una letra comodín empleada habitualmente para designar incógnitas, firmas anónimas, etc.
  • Se usa la "X" por la influencia de Alfonso X el Sabio en la normalización ortográfica y traducción de manuscritos con abundantes abreviaturas.
  • Se usa la "X" por referencia a algún símbolo o significación cristiana (del griego "Χριστος", Cristo), como pudiera ser el Miércoles de Ceniza.
  • Se usa la "X" por ser el miércoles el día de Mercurio, que viene del latín "merx"
  • Se usa la "X" por ser una sintética representación de las dos serpientes simétricas del caduceo de Mercurio.
  • Se usa la "X" por alguna recóndita nomenclatura alquímica del metal mercurio.
Lanzo desde aquí un guante para todo aquel que quiera ilustrarnos sobre esta materia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada