viernes, 2 de enero de 2015

Todos nuestros operadores se encuentran ocupados

Les he de contar que uno de mis mejores empleos fue aquel que tuve en Avantel, empresa absorbida por Axtel si no me equivoco. Pero como decía un comercial: Esa es otra historia. Lo cual es iniciar a contar por el final. 

Mientras escribo esto estoy a la espera de que me atiendan en Clarovideo (... algo así como el Netflix de Telmex), he esperado a que me conteste un ser humanó desde hace más de 14 minutos. En vista de que éstos va para largo le pedí a mi hija que me alcanzara el iPod y aproveche el tiempo mientras espero haciendo dos cosas: escribir esto que leen y ver un documental con mis hijos en Netflix. 

Resulta que me llegó un correo un aviso de que el paquete que pago ahora tiene acceso a Clarovideo, más minutos a celular y llamadas internacionales y de larga distancia sin costo... excelente, ya se habían tardado. 

Llamo a Telmex, espero un ratote a ser atendido, de ahí me dan el número telefónico de Clarovideo y tras una larga espera me atiende Arturo Algo, el Algo es para proteger su identidad secreta. Me medio explica en que consiste el servicio (es para ver películas) y no hace énfasis en que hay pago por evento. Me pide mi correo electrónico, le proporciono el de Gmail, aunque el chavo de Infinitum me indicó que le proporcionase el de Prodigy (mismo que nunca usare). 

Justo estoy esperando la activación, la cual parece llevar un buen rato ya que sigo escribiendo sin interrupciones. 

¿Será una buena opción de entretenimiento? No lo se,  no he escuchado a nadie hablar de ese servicio... ni idea de sí sea bueno o malo. Lo que se es que Netflix es más o menos útil, y en casa es muy raro ver la TV abierta, nuestras necesidades de entretenimiento son bien cubiertas por los tutoriales de Youtube. 

Así pues... sigo a la espera de que me activen la cuenta.