jueves, 19 de marzo de 2015

Si los astrónomos opinan que la vida existe en otros lugares ¿por qué no se han localizado?

La ciencia no es una cuestión de creencias y opiniones. Un científico, como ser humano, puede creer que la vida orgánica existe bajo una u otra forma en millones de planetas de la Vía Láctea. Puede incluso llegar a dicha opinión citando estadísticas. Pero es casi imposible hablar acerca de los OVNIS en términos científicos porque toda la evidencia propuesta que intenta mostrar que los OVNIS son vehículos espaciales que provienen de otros planetas es anecdótica, y, en la mayoría de los casos, está basada en percepciones humanas deficientes y categóricamente falaces.

Las consecuencias de que algunos OVNIS puedan ser vehículos espaciales son tan profundas que debemos exigir evidencia física clara, y no meramente mil informes de individuos bien intencionados. Los científicos reclaman un nivel de integridad en los datos que los no científicos no aprecian completamente. Los científicos no son intransigentes por razones de despecho o de estrechez de miras. Lo son porque saben bastante bien lo fácil que es formarse sistemas de creencias que no tienen bases racionales y que se fundan en unas cuantas piezas de información ambigua.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada