jueves, 8 de septiembre de 2016

Youtube 451

Extraño, por supuesto que extraño al Google Reader... desde su desaparición he utilizado Feedly para leer mis suscripciones, pero no es lo mismo.... algo le falta siempre a Feedly, nunca ha logrado ganar mi corazón como en su momento lo hiciera Google Reader, siempre le falta algo, no se que, pero no tiene el mismo carisma, la misma intensidad, la misma buena onda. No la tiene.

Hubo un momento en el cual los blogs eran los reyes de Internet. Prueba de que esa época dorada del bloggero terminó es que a Blogger, la plataforma de blogging de Google, no ha recibido ni un cariñito por parte de sus dueños desde hace ya bastantes años, una eternidad en años perros y en años redes. A quien si le metieron galleta fue a Google+, cuyo éxito no sólo fue dudoso, sino deplorable, de igual manera los lentes de realidad aumentada fueron un estrepitoso fracaso; en cambio Blogger, quien le da ingresos a manos llenas no recibe actualizaciones casi nunca.

Para nadie es sencillo predecir el futuro, quizás uno pensaría que para Google sería mucho más sencillo que para ti o para mi.... Google sabe mucho, pero no lo sabe todo, y tampoco supo adivinar el futuro de las redes, ni previó el advenimiento de las redes sociales.... sociales... Google+ será todo, menos social. Pero bueno, ellos pensaron que si lo es y que resolvería todas nuestras necesidades de compartir necesidades. Ahora lo están desmantelando poco a poco; la represa que con su red quisieron construir no pudo contener lo que los usuarios necesitaban, ahora la desbordan por los costados para seguir teniendo alguna presencia en la mente de los usuarios Facebookeros.

Volviendo al Google Reader... su fin comenzó desde la compra de Feedburner; pensaron que al adquirir los suscriptores de noticias podrían colocar publicidad en cada uno de los artículos que leeriamos. Nada más lejos de la verdad... así como con nuestro propio cerebro ignora nuestra propia nariz, del mismo modo los usuarios de Google Reader ignoraban (mos) la publicidad en la parte inferior de los post. Además, cada vez más personas usaban los lectores de noticias, dejando de visitar lo sitios originales, mismos que colocaban a publicidad de Adsense, ya sea para ganar buen dinero, o para obtener el suficiente para subsistir. A Google le interesaba que la gente dejase de usar los agregadores de noticias para navegar de nuevo página por página. Mataron al Google Reader, cambiaron las reglas de colocación de la publicidad, aniquilaron los ingresos de bloggeros consumados y, en cuestión de un año desaparecieron un modo de vida el cual había resultado muy lucrativo para gente de a pie, personas que no trabajaban en un medio de comunicación masivo, toda una generación de bloggers abandonó sus sitios, sus sueños, sus aspiraciones de dar a conocer lo que anhelaban compartir.. El dinero no da la felicidad, pero ayuda bastante.

No contaba Google con la astucia de las otras redes sociales, en especial Facebook y Twitter, a dónde la mayoría volcó sus esfuerzos, luego, aquellos nuevos sueños volcaron esfuerzos a Youtube, fuera de los locos idiotas populacheros, hubo toda una oleada de Vloggeros (si, con V de video), pocos bloggers migraron al video, quienes nacieron para mostrarse en lugar de escribir ganaron popularidad, hasta la fecha no habían tenido rival en cuestión de plataforma, es deci, youtube es el líder indiscutible de difusión en cuanto a contenido de videos personales; por supuesto existe la competencia, sin embargo, Youtube es de facto el mero mero.

Ahora veremos otra etapa en cuanto a contenidos, Google ha decidido que después de una era de cuasi libertinaje, es momento de proteger los contenidos de terceros, evitando, por ejemplo, a los Youtubers hablar mal de empresas. Mírenlo así, es como cuando un grupo de indocumentados intentó pasar de mojados al Otro Lado, justo antes de lograrlo son descubiertos por la las autoridades, a tal hecho los medios de comunicación anuncian que "fueron rescatados", nada que ver, ellos no querían ser rescatados. De igual manera, Google en Voz de Youtube "nos quiere proteger", cuando en realidad están cuidando su modelo de negocio. Los más fuertes sobrevivirán, los patrocinados por compañías sobrevivirán, pero aquellos que veían al vlogeo como un negocio de cochera verán mermadas sus ganancias, al punto de ahorcarlos hasta el exterminio.

Por una parte que bueno, la gran mayoría del contenido subido a Youtube es una porquería insensata.

Por otra lado que malo, no se debería coartar la libertad de expresión.           

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada