¿Somos el único animal capaz de llorar?

No somos el único animal capaz de llorar porque existen tres tipos de llanto: el basal (para mantener húmedo el globo ocular), el reflejo (para lavar la superficie ocular cuando está irritada) y el emocional, según la dacriopsicología, estudio sobre el origen y la clasificación del llanto.
Muchos animales derraman lágrimas —sobre todo los mamíferos—, debido a que poseen un aparato lagrimal; por eso se puede ver a un elefante, a una foca o una nutria, incluso a los perros, verter lágrimas. Otro tipo de lágrimas con función fisiológica son las que caracterizan a los albatros: así eliminan la sal de la que no se pueden deshacer sus riñones; los cocodrilos, en cambio, segregan lágrimas mientras devoran a sus presas, probablemente para lubricar el alimento.

Lo que no sabemos del todo es si los animales tienen sufrimiento en el sentido humano. Los chimpancés tienen sentimientos y emociones: ríen, lloran, hacen alianzas políticas estratégicas para regular sus relaciones sociales. Se ha visto, por ejemplo, que cuando muere una cría de chimpancé la madre tiene un comportamiento que es muy difícil no interpretar como sentimiento de pérdida, aunque no sabemos si tienen conciencia de finitud.

No hay comentarios:

Publicar un comentario